Claves para entender el Marketing Viral

/, Marketing, Web/Claves para entender el Marketing Viral

Claves para entender el Marketing Viral

El Marketing Viral: contexto

Cuando en 1449 Johanes Gutenberg desarrolló la imprenta, nadie imaginó que ese mecanismo iba a ser capaz de cambiar las sociedades del mundo para siempre. ¿Qué fue lo que pasó?, ¿Qué inspiró esas revoluciones religiosas, culturales, sociales y tecnológicas después de la Imprenta de Gutenberg? Lo cierto es que fue una serie de factores históricos, pero que la imprenta logró difundir, sobre todo en Europa. En otros términos, el invento de Gutenberg viralizó un activo muy importante del siglo XV: el conocimiento. Para 1450 solo las abadías de la Iglesia eran capaces de producir libros, y por esa misma razón, casi todo lo que producían eran Biblias. Tenían una especie de sociedad secreta de lectores, pues el resto de la población era analfabeta y no tenía acceso alguno a los libros. Cuando este mecanismo empezó una producción más rápida y eficiente de información y conocimiento, las cosas cambiaron drásticamente.

La Europa de aquella época cambió de una economía del conocimiento basada en la escasez  y el monopolio, a una basada en la abundancia. El resultado tangible más inmediato de esta evolución fue la Reforma protestante en Alemania, pero una verdadera y crucial consecuencia fue la Ilustración y, posteriormente, la primera Revolución Industrial.  ¿A qué viene todo esto? Pues Internet es una nueva manera de revolucionar la información. Hay que pensarlo así: en el pasado los periódicos, dueños de las imprentas, cobraban mucho dinero por darle a una empresa la oportunidad de llegar a su audiencia; los canales de televisión ofertaban pocos segundos al aire en su prime time a precios muy altos: hacer llegar ideas y tendencias a muchas personas era una operación torpe y muy costosa. Esta naturaleza limitaba el mercado y cerraba las puertas a emprendimientos que no podían pagar. Nunca más será así.

El mundo de las comunicaciones, el marketing, ha entrado ya en una economía basada en la hiperabundancia.  La manera de hacer llegar un mensaje a las personas, ya sean para vender algo o difundir una idea no es más una relación vertical, unidireccional y lineal. Hoy, la relaciones se forman en torno a comunidades horizontales, interactivas e hipervinculadasLo viral, en nuestro mundo es una combinación de valores y emociones y, por supuesto, el mayor potenciador de emociones es la audiencia.

El poder social

Pocas cosas son más emocionantes que conocer algo que nadie más conoce: tener acceso a cierta información a la que nadie más puede acceder, tener una fotografía privilegiada, un libro raro, un auto clásico. Todo aquello hace que la persona se sienta importante y, lo que las personas hacen cuando se sienten importantes es compartirlo con todos sus amigos y conocidos. Aquí va un ejemplo: digamos que un ejecutivo va por la calle después de una reunión. Tiene mucha hambre y ve un lugar de hamburguesas en la esquina, entra y es como cualquier lugar de hamburguesas: tiene una pequeña cocina, alguien que atiende la caja y pequeñas mesas de dos personas. El ejecutivo pide su comida y se sienta. Mientras almuerza se percata de que en un rincón del local hay una vieja cabina telefónica, lo que le parece una reliquia, si acaso un artículo en peligro de extinción ya en pleno siglo XXI. Cuando termina su hamburguesa camina hasta la cabina, abre la puerta y entra. Todo parece normal, es una cabina telefónica cualquiera. El ejecutivo levanta el teléfono y digita el número 7. Al otro lado de la línea una voz le dice: -¿tienes reserva? El ejecutivo se queda atónito y avanza a responder, casi tartamudo, que sí. Inmediatamente se abre una pared falsa a un costado de la cabina telefónica. Entra y descubre un pequeño y lujoso bar llamado “No se lo digas a nadie”. Se da cuenta de que es un lugar secreto con bebidas de mucha calidad y muy caras. El sitio está casi a reventar. Piensa que es un milagro que se hayan creído que él tenía una reserva. Casi incrédulo compra una cerveza, saca una foto con su teléfono, paga y se va.

beer/viral

 

Esa noche, en el gimnasio se lo comenta a un amigo y a su instructor. Cuando llega a casa pone un tuit con la foto de la cerveza: “Un secreto, un gran experiencia #NoSeloDigasANadie“. A la mañana siguiente, cuando despierta, tiene decenas de retuits y personas que le preguntan ¿de qué hablas?, ¿dónde queda eso?, ¿por qué yo no lo conozco? Él no tiene idea de qué responder, pero se siente muy bien al ver que todo el mundo le hace esas preguntas. Cuando llega al trabajo su jefe le pregunta ¿dónde te tomaste esa cerveza ayer? a lo que nuestro amigo le contesta mintiendo:

-Es un pequeño bar al que voy desde hace algún tiempo, es un secreto, pero porque me caes bien te lo contaré.

El jefe queda maravillado con el concepto de un bar exclusivo y secreto, pero un poco enfadado de que él no lo conocía y, por supuesto, esa tarde va y después se lo cuenta a todos sus amigos.
Ahora, pensemos en ese exclusivo bar: ellos han roto todas las reglas del Marketing tradicional. No tienen un letrero visible en la calle, no han hecho una campaña para promocionar sus productos, no están en redes sociales, no tienen un sitio web. En resumen, han hecho todo lo posible por permanecer ocultos y aún así, después de la hora de almuerzo, sus mesas están llenas. El secreto es, justamente, su secreto. Han hecho que las personas que descubrieron su existencia se sientan muy importantes en el proceso, pero además han logrado que se viralice su mensaje “No se lo digas a nadie”. ¡Brillante! Este bar secreto hizo que sus clientes se sientan muy importantes, pero también que lo compartan con sus amigos y conocidos. A las personas les agrada mucho tener ese poder social de la exclusividad, pero les agrada más que su entorno sepa que tienen ese poder.

Esta es una de las lecciones del Marketing Viral. Otorgar poder social a nuestros usuarios o clientes es, en este caso, el agente viralizador de nuestro mensaje. La experiencia del usuario adquiere un tono diferente cuando este descubre que se trata de un secreto y, como casi todas las personas, cuenta sus secreto al mundo: lo vuelve viral. El Marketing Viral es solo una parte de la transformación digital. Haz de tu empresa un partícipe de esta revolución tecnológica.

 

ventajas-automatizar-marketing

Por | 2018-02-22T13:58:34+00:00 Junio 23rd, 2016|Analítica, Marketing, Web|Sin comentarios

About the autor:

Profesional en Marketing Digital con habilidades en Análisis de datos, automatización de Marketing, PPC Marketing, Email Marketing, Stata y HTML. Importante formación en analítica, graduado en Economía en Tufts University. Interesado también en emprendimiento, tecnología y desarrollo internacional.

Deje su comentario